Poema para una celebración

De: Hal Sirowitz

No juegues con el paraguas en la despensa,
dijo Madre. Todos esos tarros de cristal
de salsas de espagueti encima de tu cabeza
pueden caer sobre ti, y puedes morir.
Entonces no podrás ir a la fiesta de esta noche,
o a la bolera pasado mañana.
Y en lugar de celebrar tu cumpleaños
con soda y pastel, tendremos
aniversarios de tu muerte con té
y galletitas. Y tu padre y yo no
seremos capaces de comer espaguetis nunca más, porque
la salsa marinera nos recordará a ti.

1 comentario:

Victor Balcells dijo...

Mia, recuerda que es exigencia que todos los poemas empiecen por "poema para"

(adecua el título cuando veas el mensaje)

me ha gustado mucho. ;)